Archivo de la etiqueta: Cuento

“En la contemplación del inmediato vacío, en la impensable inmensidad del universo, todo humano sentimiento se me ha figurado de una brutal insignificancia. Y sin embargo, mi dolor me ha falseado muchas veces una apariencia universal…”

El párrafo pertenece al cuento Scriptum del libro “El arte de irse” de Nick Schinder.

Me pareció excelente por eso quiero compartirlo y aprovechar para promocionar el lanzamiento del libro de Nick. Además de escritor, es cantante y una excelente persona.

Espero que este sea el primero de una serie de publicaciones.

Para adquirirlo pueden hacerlo:

En la página de Editorial Dunken: http://dunken.com.ar/web2/libreria_detalle.php?id=11722%20

En formato E-BOOK , versión PDF a través de este link: https://www.paypal.com/cgi-bin/webscr?cmd=_s-xclick&hosted_button_id=3UCA6SSF7R68U

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Nick nos deja en Facebook el link a algunos de sus cuentos a modo de muestra:
http://www.facebook.com/note.php?note_id=224653203834

http://www.facebook.com/note.php?note_id=10150753462478835

http://www.facebook.com/note.php?note_id=41279763834

El arte de irse  de Nick Schinder

Cuento – Poesía

Editorial: Dunken

ISBN: 978-9870258803

112 páginas   castellano

Sinopsis:

El arte  de irse reúne escritos que van de 1996 a 2012, gestados en las ciudades de Rosario, Buenos Aires, Barcelona y Londres. Como es de esperarse, en un intervalo tan amplio, y en contextos geográficos y culturales tan disímiles, la diversidad de la temática es importante: desde esa especie de manifiesto que lo inaugura, hasta su cuento más antiguo, que lo cierra, el libro transita alternativamente el relato fantástico, la hipérbole ficcionada de sucesos biográficos, los “poemas-cosa” a la Rilke, sueños, micro-ensayos, expiaciones y hasta obsesiones teológicas. “Soy de los pocos y anacrónicos convencidos de que nuestra contemporaneidad –nuestra milagrosa confluencia de este espacio y este tiempo, entre todos los espacios y tiempos del orbe y, acaso, del universo- significa algo. Tal vez, mucho. Gracias por compartir este tramo del gran viaje conmigo.”.

Deja un comentario

Archivado bajo Textos y notas

Sergio Pitol: “[…] casi todos mis cuentos están muy ligados a cosas que he visto y escuchado que después transformo.”

“Esta pregunta es parte de la entrevista que me hizo mi querida amiga Margarita García Flores. La nota dice: El Día, enero 1976, es decir, cuando vivía en París.

-¿Cómo construyes un cuento? ¿Qué problemas tienes al escribirlo?
(…) casi todos mis cuentos están muy ligados a cosas que he visto y escuchado que después transformo. (…) No puedo casi imaginar si no veo algo, oigo una conversación, veo una cara con determinada expresión que después, a veces muchos años después, brota de la memoria. Todo empieza a esbozarse muy vagamente; de pronto en medio de esa vaguedad comienzo a estructurar una historia que se anuda con algunas preocupaciones inmediatas. Al escribir el borrador de un cuento se organiza de inmediato la trama; todos sus componentes surgen inmediatamente la trama; todos sus componentes surgen inmediatamente, y construyen una estructura, que para mí es lo fundamental. En el primer bosquejo el lenguaje puede ser muy elemental (…) Pienso por ejemplo, cómo se comportaría ante alguna situación una señora de una ciudad de provincias, de Córdoba u Orizaba, por ejemplo, de sesenta años, dentista y esposa de dentista, qué sinsabores y alegrías conoce su profesión, qué libros lee, qué cine prefiere, cómo se viste, en qué periódicos se informa, y mil detalles más; es aún el proceso previo a la escritura, gran parte de esa información no interviene en el relato, está en mis diarios, pero para mí algunos detalles me resultan como sostenes de la historia y le imprimen verosimilitud; permite un encuentro con la realidad y al mismo tiempo establece una niebla que contamina y transforma esa realidad. Después empieza el trabajo verdaderamente difícil, el que más me gusta, convertir en una geometría lo que ha llegado como un flujo: añadir, mutilar, ordenar. En esa fase empiezo a redondear los personajes. Los cuentos que más me gustan son “Hacia Varsovia”, que está en “Los climas”, y algunos cuentos de “No hay tal lugar”. (…) en general una vez publicados los cuentos dejan de interesarme; debo seguir escribiendo y enfrentarme a otro tipo de problemas y a requerimientos diferentes.”

Pitol, Sergio
El mago de Viena / Sergio Pitol -2º ed. – Bogotá: Fondo de Cultura Económica, 2006
280 p.; 23 cm. – (Letras mexicanas)

Deja un comentario

Archivado bajo Textos y notas